Mi lista de blogs

viernes, 14 de enero de 2011

Carroza de Bonanza

Por mor de la salud y tal y tal, me estoy volviendo un ser casi angelical. Me estoy quitando de casi todo, a mi pesar.

A las drogas hace ya una jartá que le di esquinazo (solo me pongo un poquito de vez en cuando, de vez en cuando).

Del alcohol también me quieren quitar. El médico, esposa y niña no hacen más que amenazar y decirme que me sienta muy mal. ¡¡Y un mojón!! Si lo sabré yo que lo disfruto de más.

Las cervezas y los manzanillas de medio día se acabaron cuanto ha. El vino de la comida, que hasta hace nada era esencial, paso a mejor vida. Ha de ser fiesta de guardar para inaugurar una botella.

De los wiskises de la tarde, no me sale un cojón (el derecho) de quitarme ¡Faltaría más!

De las putas no me llegue a quitar porque nunca llegué aplicarme en ningún lupanar. Pero nunca es tarde para empezar, aunque lo dudo más que bastante.

De los juegos de azar, también me quité cuanto ha. Una primitiva, de higos a brevas es lo que llego a jugar.

¿Qué me queda en la vida?
Lo más hermoso del mundo..trabajar, jar, jar, jar

Illo, me ha dado garrotillo nada más pensar a lo que uno llega, cuando está en la preciosa edad entre carroza y carcamal.

Estos mandamientos se reducen a dos:

En verano a la sombra
y el invierno al sol

Y a tomar por el saco tó ¿O no?